Deportes

Sebastián Driussi furioso con los hinchas que lo trataron de “vendehumo” por no volver a River

Del dicho al hecho hay mucho trecho. Sebastián Driussi se muere de ganas de ponerse otra vez la camiseta River, pero el deseo que manifestó públicamente en sus transmisiones por Twitch está lejos de poder hacerse realidad porque el Zenit no quiere saber nada con largarlo. Tras frustrarse su vuelta a comienzos de año, el delantero siguió metiendo presión desde su lugar, pero este 2021 no será el año del regreso al club de sus amores, lo que provocó una inesperada y a la vez lógica reacción.

En pocos meses, muchos hinchas, que no se olvidan de la famosa frase “en junio vuelvo”, pasaron de la ilusión generada por esas tres palabras al enojo. Y algunos de ellos lo criticaron en las redes, algo que el futbolista no resistió.

Tras no poder cumplir con su palabra, el delantero respondió a las críticas con un fuerte mensaje en su cuenta de Twitter que evidenció la misma decepción y bronca que siente la gente: “Si me van a criticar, asegúrense que sus vidas no estén más jodidas que las mías. Buen jueves”. 

Además, en Instagram, el jugador escribió, “No juzgues mis decisiones si no conoces mis razones“, tratando de calmar las aguas, tero a muchos hinchas de RIver no les sirvió su descargo en las redes y lo trataron de “vendehumo”. Otros, directamente le pidieron silencio.

El fuerte posteo del Gordo, que se prepara para disputar los amistosos de pretemporada con el Zenit, apareció horas después de las declaraciones de Rodolfo D’Onofrio. El presidente de River, en charla con ESPN, se refirió a la posibilidad de que regrese al país y prefirió la cautela para no generar faltas expectativas: “Siempre fue una ilusión y nos encantaría, pero lo de Driussi no depende de River sino del jugador y de qué hará el equipo ruso”.

Driussi de pretemporada. Foto: Instagram

Driussi de pretemporada. Foto: Instagram

Aunque el presidente del Millonario hizo hincapié en el contexto económico que atraviesa la Argentina, “uno de los países más pobres del fútbol sudamericano” y dejó en claro que ningún jugador que se encuentre en el extranjero puede venir a la Argentina porque un club le compró el pase, la principal traba de la vuelta del punta de 25 años es la postura inflexible de los rusos.

Driussi se sigue poniendo a punto. Foto: Instagram

Driussi se sigue poniendo a punto. Foto: Instagram

Con dinero de sobra debido a que el accionista mayoritario de la institución es la empresa estatal de gas Gazprom, compañía más grande de Rusia -con ventas anuales registradas por u$s 164.000 millones, Zenit tiene la caja llena y quiere hacer valer al máximo el contrato el jugador, que finaliza en junio de 2022. Así, no tienen ningún inconveniente en seguir pagando un contrato alto a pesar de que el futbolista evidencie sus ganas de emigrar.

En un fútbol que no es de primer nivel, Driussi sabe que ponerse la banda roja también sería un relanzar en su carrera para poder estar más cerca de la Selección Argentina, una de sus cuentas pendientes. Pero como dijo Marcelo Gallardo en marzo, el deseo del jugador es evidente pero habrá “que tener paciencia”, palabra que Driussi y los hinchas no tienen subrayada en sus diccionarios.




Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba