Internacionales

confirman que hay un joven argentino entre los muertos

Un joven estudiante

Según informó la Agencia Judía de Noticias (AJN), este viernes se creó un grupo de whatsapp de familiares argentinos que comenzaron la desesperada y frenética búsqueda de los estudiantes ortodoxos en Israel para conocer sus paraderos e informarse sobre la situación, y se confirmó la muerte de Avraham Daniel Embón, un joven estudiante argentino.

El rabino Shlomo Barnatán en diálogo con AJN desde Israel, dijo que Lag BaOmer es un evento multitudinario y muy esperado en el sentido religioso, por lo que son muchos los extranjeros que participaron de la celebración, y entre ellos también había argentinos.

El rabino Eliahu Hamra confirmó a AJN que Avraham Daniel Embón era un joven estudiante de la Yeshiva Heichal Yitzhak en el vecindario de Kiryat Yuval dirigido por el rabino Lando, y fue identificado por familiares en el Instituto de Medicina Forense Abu Kabir. Aún no se ha fijado la fecha de su funeral.

La estampida

La estampida en la celebración religiosa fue calificada por el primer ministro Benjamín Netanyahu como “un desastre terrible“, mientras le llegaba información desde el monte Meron.

Los servicios de urgencia de la Magen David Adom (MDA, equivalente a la Cruz Roja), confirmaron en un principio 44 muertos, pero horas más tardes la cifra se amplió a 45, entre ellos cinco menores de 16 años.

v 1.5

Meron, Israel

Varias decenas de muertos en una estampida de peregrinos judíos




Infografía: Clarín

Más de cien heridos fueron trasladados a hospitales luego de haber sido atendidos por los paramédicos, y ya se comenzó con el proceso de identificación de las víctimas fatales, informó Shabtai Garbatchik, portavoz de la policía local.

A pesar de la tragedia, miles de personas permanecieron varias horas en el lugar y cientos insistían en continuar sus oraciones festivas, sin prestar atención a las órdenes de evacuación.

El servicio de emergencias israelí MDA trasladó al lugar seis helicópteros y decenas de ambulancias para evacuar a los afectados a centros sanitarios de Jerusalén, Safed y Nahariya, entre otros.

Los informes iniciales indicaban que una grada expositora había cedido y se habría derrumbado en uno de los conciertos, en el que participaban unas cien mil personas. Pero luego se informó que la estampida se desató cuando algunas personas se resbalaron de una de las gradas.

La tragedia sucedió en la noche por una estampida en la fiesta religiosa judía de Lag Baomer. / Reuters

La tragedia sucedió en la noche por una estampida en la fiesta religiosa judía de Lag Baomer. / Reuters

servicio de rescate explicó que la tragedia devino por la aglomeración y un “severo hacinamiento”.

Un funcionario de la policía israelí explicó que decenas de participantes en un concierto se habrían “resbalado”, cayendo sobre los que estaban debajo de ellos en las gradas y provocando así un efecto dominó “aplastante”.

La situación de desesperación habría sumado a la estampida de gente.

Testigos contaron que la gente fue arrastrada, empujada y literalmente salió volando por los aires, empujada por la marea humana que buscaba huir del lugar.

Por su parte, el Ejército de Israel, que envió a su equipo de rescate, aportó la versión de que en el incidente se habría producido caos por el derrumbe de un techo.

Miles de personas habían estado celebrando la festividad judía de Lag Baomer en la ciudad de Meron, y videos anteriores en las redes sociales han mostrado a personas cantando, bailando y rezando.

El evento, sin dudas, era el más populoso celebrado en Israel desde el inicio de la pandemia del coronavirus.

Festival de Lag Baomer

Decenas de miles de personas participaron en la noche del jueves en la peregrinación anual que se extendería hasta este viernes en el norte de Israel, en el mayor evento público en el país desde el inicio de la pandemia de Covid-19.

La peregrinación, que celebró la festividad judía de Lag Baomer, se realizó en Meron.

Sucedió en torno a la tumba de rabí Shimon Bar Yojai, un talmudista del Siglo II al que se atribuye la redacción del Zohar, una obra central de la mística judía.

Lag Baomer es una festividad alegre que conmemora el final de una epidemia devastadora entre los alumnos de una escuela talmúdica en esa época.

Las autoridades habían permitido la presencia de 10 mil personas en el recinto de la tumba, pero, según los organizadores, en todo el país se fletaron más de 650 autobuses, lo que supone al menos 30 mil personas. La prensa local estimó la afluencia en 100 mil personas.

Pero después de la medianoche en horario israelí, el graderío se hundió, lo que causó pánico y una estampida letal de gente.

Los llamados de urgencia a los socorristas llevaron al despliegue de helicópteros para evacuar a los heridos.

La prensa israelí mostró la imagen cruda de una decena de cuerpos inertes alineados en bolsas de plástico, rodeados de socorristas sobre una pista de asfalto.

Lo que se presuponía una celebración se tornó rápidamente en una tragedia que aún genera desconcierto por cómo se originó.

Redacción Clarin, informe Ezequiel de Alippe  e información de AJN

ap




Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba