Tecnología

Cómo funciona la red neuronal que apunta a predecir el tránsito de Montevideo

¿Qué pasa con el tránsito de Montevideo si la Intendencia debe hacer una obra en el medio de 18 de Julio? ¿Cuánto tiempo se va a saturar el tránsito? ¿Qué puntos de la ciudad podrían verse afectados?

Hoy la comuna posee mucha información sobre el movimiento vehicular de la capital, obtenido principalmente a través del sistema de cámaras instalado, y si bien se encuentra trabajando en implementar sistemas predictivos, al día de hoy no tiene forma de predecir el comportamiento futuro. Pero ya hay científicos de datos que lo han analizado y la comuna está interesada en potenciarse.

Entre ellos está Martín Fernández Campos, quien realiza la tesis del programa Data Science (ciencia de datos) sobre este tema, junto a Leonardo Darre, Nicolás Mazza, Gonzalo Pérez, Jonathan Lemos y Daniel Jorge.

Se analizarán cómo actúan las cámaras de la Intendencia de Montevideo.

“Es un sistema de predicción del tránsito”, basado en los datos “de flujo” (la cantidad de autos que pasan por determinada calle en un momento determinado), resumió.

Lo que pretenden hacer estos científicos uruguayos es implementar una red neuronal cuyo cometido es aprender la relación de cada una de las más de 200 cámaras que tiene la Intendencia en toda la ciudad. 

En otras palabras: “Si yo tengo una cámara en 8 de Octubre y Bulevar Batlle y Ordóñez, el algoritmo busca en todo Montevideo cuáles son las cámaras que afectan el tránsito en ese lugar”, comentó. Por ejemplo, cuando el sistema detecta que una cámara empieza a reportar un aumento en el flujo tradicional de vehículos en otro punto de la ciudad, se podrá determinar qué va a pasar en la zona de 8 de Octubre y Br Batlle y Ordóñez en un período de tiempo posterior (por ejemplo, un posible embotellamiento).

“La idea es hacer que estas redes neuronales, en función del histórico de datos de flujo, puedan predecir el tránsito en otros lugares”, comentó Fernández Campos.

Con esa información, la intendencia puede verse beneficiada para mejorar obras. “Por ejemplo, si tengo que hacer determinados arreglos en una calle, puedo saber cómo se van a comportar el resto de los nodos (calles) en el futuro”, indicó.

El trasfondo de esta iniciativa es hacer el tránsito “más inteligente” con la ayuda de la tecnología y, más concretamente, de las redes neuronales.

La intendencia se ha mostrado interesada en este proyecto. “Nos han facilitado información y algunas validaciones de lo que hemos hecho”, indicó Fernández Campos. En abril, va a salir un llamado para movilidad y medio ambiente en la que estos expertos en datos buscarán postularse.




Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba