Deportes

qué es de la vida de cada integrante de ese plantel

El descenso de River Plate a la entonces Primera B Nacional, del que se están cumpliendo diez años, tuvo como protagonistas futbolísticos a un grupo de jugadores de los que sólo un integrante permanece en el club, mientras que del resto están los que se mantienen activos, otros que llevan un año y medio esperando que los contraten y algunos que ya se retiraron.

El peor momento deportivo en la historia del club de Núñez ocurrió el 26 de junio de 2011, cuando en el Estadio Monumental se jugó la revancha de la Promoción frente a Belgrano de Córdoba, que había terminado cuarto en el campeonato de la B Nacional.

Por tal motivo, el equipo cordobés se había hecho acreedor de una de las plazas para jugar la chance del ascenso contra el decimoséptimo en la tabla de promedios en la Primera División.

Del mismo modo, San Martín de San Juan (tercero en la B Nacional) jugó ante Gimnasia La Plata, el décimo octavo en la A.

El equipo de Belgrano de Córdoba que empató en el Monumental y logró un histórico ascenso.

El equipo de Belgrano de Córdoba que empató en el Monumental y logró un histórico ascenso.

La conclusión de aquella temporada vio en la Promoción el ascenso de los dos equipos que venían de la Segunda División y la caída de los que llegaban desde la elite.

En el caso de River contra Belgrano, fue triunfo del Pirata por 2 a 0 en la ida jugada en Córdoba, mientras que la revancha de Núñez terminó empatada 1 a 1, con un partido que debió suspenderse antes del final por los incidentes que se produjeron en las tribunas.

Descenso de River: qué pasó con los jugadores 

Juan Pablo Carrizo

Portador de un apellido glorioso para un arquero de River, aunque no tenía parentesco con el gran Amadeo, pasó de ser figura en el campeón del Clausura 2008 a una de las caras visibles del descenso.

Había regresado al club tras su paso por Zaragoza -Lazio, dueño de su ficha, lo cedió a préstamo- y aquel 26 de junio fue el capitán por última vez.

Se fue del club tras el descenso y desde entonces su carrera nunca repuntó: en una década jugó apenas 94 partidos. Con 37 años, lleva 18 meses sin club desde que se fue de Cerro Porteño. Lo ofrecieron en San Lorenzo a principios de 2021. En sus redes sociales se lo ve muy activo jugando al golf.

Juan Pablo Carrizo en 2019 contra River, jugando para Cerro Porteño. (EFE)

Juan Pablo Carrizo en 2019 contra River, jugando para Cerro Porteño. (EFE)

Jonatan Maidana

No sólo es el único sobreviviente de aquel equipo, sino que fue parte fundamental en la campaña del ascenso y una piedra basal en la reconstrucción encabezada por Marcelo Gallardo, ya que juntos ganaron todo lo que jugaron.

Tiene 35 años y volvió en 2021 a River después de haber estado dos años en el Toluca de México, al que emigró después de ganarle a Boca Juniors la final de la Copa Libertadores en Madrid.

Jonatan Maidana en su regreso a River, en 2021.

Jonatan Maidana en su regreso a River, en 2021.

Alexis Ferrero

Fue uno de los refuerzos que contrató el entonces presidente Daniel Alberto Passarella en los libros de pases que precedieron la campaña del descenso.

Llegó en 2010, tuvo asistencia perfecta en la campaña de Juan José López hasta el final de la temporada 2010-11 y permaneció en los primeros seis meses de la gestión en la B Nacional.

En la actualidad, con 42 años, es el director deportivo de Central Córdoba de Santiago del Estero. Fue el encargado de contratar a Alfredo Berti como técnico, lo echó y asumió un breve interinato hasta que se definió el retorno de Gustavo Sapito Coleoni.

Alexis Ferrero (izquierda) y Sebastián Scolari, cuando dirigieron en Central Córdoba. (Foto: Twitter @cacc_sde)

Alexis Ferrero (izquierda) y Sebastián Scolari, cuando dirigieron en Central Córdoba. (Foto: Twitter @cacc_sde)

Adalberto Román

River había pagado 3,6 millones de dólares por el pase de este zaguero paraguayo que quedó en el recuerdo por un penal por mano que cometió en la ida de la Promoción contra Belgrano en Córdoba.

Después del descenso se quedó unos meses más en el club, pero al no tener continuidad fue cedido a préstamo a Palmeiras de Brasil, donde protagonizó un nuevo descenso.

Regresó a River pero no se quedó: pasó a Libertad de Paraguay, su club de origen. Luego se lo vio en Cerro Porteño y, finalmente, en Sportivo San Lorenzo, que decidió prescindir de sus servicios a comienzos de 2020. Desde entonces hasta hoy, con 34 años, no se le conoce club.

Adalberto Román, cuando jugaba en Cerro Porteño. (EFE)

Adalberto Román, cuando jugaba en Cerro Porteño. (EFE)

Paulo Ferrari

El lateral derecho llevaba varias temporadas en River (desde 2005) y el descenso marcó su final de sus días en Núñez. Fue entonces cuando volvió a Rosario Central, donde se retiró como futbolista y dio sus primeros pasos como entrenador, al hacerse cargo del equipo después de la salida de Edgardo Bauza a principios de 2019.

Actualmente, con 39 años, el Loncho fue recientemente desvinculado de su puesto como técnico de San Martín de San Juan en el Torneo Nacional.

Paulo Ferrari en su primera experiencia como DT en Central. Actualmente dirige a San Martín de San Juan.

Paulo Ferrari en su primera experiencia como DT en Central. Actualmente dirige a San Martín de San Juan.

Juan Manuel Díaz

Caso extraño el del lateral uruguayo: sufrió el descenso pero se quedó a luchar por la vuelta a Primera y hasta marcó el primer gol de River en la B Nacional, en el 1 a frente a Chacarita, en el debut.

Se marchó antes de consumado el regreso a Primera y se retiró del fútbol en 2017 a los 29 años, en Grecia. Se cree que las recurrentes lesiones lo empujaron a tomar la decisión, aunque bajó el perfil de tal modo que poco se sabe de su vida actual.

Juan Manuel Díaz en la B Nacional, en 2012. (Télam)

Juan Manuel Díaz en la B Nacional, en 2012. (Télam)

Leandro González Pirez

La del descenso fue su temporada debut, con sólo 19 años. Se quedó hasta 2013 en River hasta que lo cedieron al Gent de Bélgica, donde empezó con una carrera oscilante, con incluso regresos al fútbol argentino, siempre con el club de Núñez como dueño de su pase.

En 2016, Estudiantes compró su ficha y al año siguiente fue transferido a Atlanta United, de la MLS de Estados Unidos. Desde entonces sólo jugó en América del Norte, ya que pasó por Tijuana y ahora, a los 29 años, está en el Inter de Miami.

Leandro González Pirez juega en el Inter de Miami. (EFE)

Leandro González Pirez juega en el Inter de Miami. (EFE)

Carlos Arano

​No venía con continuidad y, para peor, en la Promoción frente a Belgrano le tocó jugar de mediocampista. Se quedó a pelearla en la B Nacional (disputó siete encuentros) y luego se terminó yendo a Huracán.

Tras su retiro en 2015, Chiche empezó una lenta carrera como entrenador, que ahora lo tiene como técnico de la Quinta División de Racing, el club del que surgió y del que es hincha.

Carlos Arano es el actual técnico de la Quinta División de Racing.

Carlos Arano es el actual técnico de la Quinta División de Racing.

Ezequiel Cirigliano

Otro que tiene 29 años y sigue activo, con un reciente regreso al fútbol argentino, para sumarse a Godoy Cruz. El volante central llega de San Luis de Quillota, equipo de la Segunda División de Chile.

En el exterior también jugó en Hellas Verona (Italia), Dallas (Estados Unidos) y Zapatepec (México), mientras que en Argentina vistió las camisetas de River, Tigre y Atlético Tucumán.

Marcado con una joyita de las Inferiores de River en su momento, jugó 65 partidos en el club en sus dos etapas entre 2010 y 2015. Dos de esos encuentros los disputó en el inicio de la era Gallardo.

Ezequiel Cirigliano llegó en 2021 a Godoy Cruz.

Ezequiel Cirigliano llegó en 2021 a Godoy Cruz.

Facundo Affranchino

Surgido de la cantera de River, debutó en 2007 y pintaba para ser figura. Fue campeón con Diego Simeone como técnico en 2008 pero también quedó en la foto del descenso.

Se fue a préstamo, volvió para los últimos seis meses de 2012 y desde entonces inició un periplo por clubes del Ascenso. Con 31 años, juega en el Federal Torneo A para Olimpo de Bahía Blanca.

Facundo Affranchino, en Olimpo de Bahía Blanca.

Facundo Affranchino, en Olimpo de Bahía Blanca.

Matías Almeyda

Caudillo comprometido a quien el descenso le marcó el final de la carrera como futbolista y el comienzo de la trayectoria como entrenador, ya que se hizo cargo de dirigir a River en la B Nacional.

En 2015 se fue a México para conducir a las Chivas de Guadalajara y nunca se fue de América del Norte: ahora es el entrenador de San José Earthquakes de la MLS.

Matías Almeyda, con la bufanda de los Quakes. Crédito: Prensa San José Earthquakes.

Matías Almeyda, con la bufanda de los Quakes. Crédito: Prensa San José Earthquakes.

Walter Acevedo

Surgido en San Lorenzo, había llegado a River proveniente de Independiente a mediados de 2010. Disputó 15 partidos del Clausura 10/11 y tras el descenso se marchó a Banfield.

Se retiró en 2018 tras un paso fugaz por el fútbol de Malta y Guatemala, y hoy es representante de jugadores, dentro del equipo del empresario Cristian Bragarnik.

El último rastro de Walter Acevedo como futbolista, en Guatemala.

El último rastro de Walter Acevedo como futbolista, en Guatemala.

Mauro Díaz

Había debutado en River en 2008, con 18 años, y el descenso marcó su primera salida, a préstamo a la Unión Española de Chile. Regresó a Núñez pero por poco tiempo, ya que en 2013 fue transferido a Dallas FC de la MLS.

Tras cinco años en Estados Unidos, pasó por el Al-Ahli de los Emiratos Árabes hasta que Estudiantes de La Plata lo recuperó para el fútbol argentino, en 2020.

Mauro Díaz fue repatriado por Estudiantes de La Plata.

Mauro Díaz fue repatriado por Estudiantes de La Plata.

Roberto Pereyra

El tucumano fue de los pocos que después del descenso pudo edificar una carrera ascendente. River lo vendió al Udinese en 2011 (4,5 millones de euros), desde donde pasó a la Juventus: ganó un par de scudettos y llegó a la final de la Champions League con Carlos Tevez en 2015.

Tras cuatro temporadas en el Watford inglés, a mediados de 2020 volvió a Udinese. Fue parte del inicio del ciclo de Lionel Scaloni en la Selección. Tiene 30 años.

Roberto Pereyra regresó a Udinese, su primer club en Europa. (DPA)

Roberto Pereyra regresó a Udinese, su primer club en Europa. (DPA)

Erik Lamela

Otro al que el descenso no limitó su potencial, pese a que jugó mucho en aquella temporada, con 34 partidos disputados y cuatro goles convertidos en la campaña 2010-11.

De todos modos, después de la pérdida de la categoría, la Roma compró su pase en 18 millones de euros. Y desde 2013, el zurdo nacido en Carapachay es pieza estable del Tottenham Hotspur. A los 29 años, parece que todavía le queda perspectiva en Europa.

Eric Lamela lleva ocho años en Tottenham. (EFE)

Eric Lamela lleva ocho años en Tottenham. (EFE)

Mariano Pavone

La imagen de su penal fallado en la revancha contra Belgrano (cuando el partido estaba 1 a 1 y quedaban más de 20 minutos de juego en el segundo tiempo) es la que prevalece por sobre sus diez goles en el club.

Consumado el descenso, el Tanque se marchó a Lanús. A sus 39 años, el delantero sigue en actividad en Quilmes, en el Torneo Nacional.

Mariano Pavone busca el ascenso con Quilmes.

Mariano Pavone busca el ascenso con Quilmes.

Leandro Caruso

Llegó con el antecedente inmediato de su paso por Vélez Sarsfield pero en River no hizo pie: completó 22 partidos y convirtió cuatro goles en la campaña negra.

Luego de su poca trascendencia, regresó a Godoy Cruz. y de ahí comenzó con un peregrinaje por una gran cantidad de equipos (Argentinos, Huracán y All Boys, Juventud Unida de San Luis). Sigue activo con 39 años: es delantero de Dock Sud, de la Primera C.

Leandro Caruso, en Primera C con los colores de Dock Sud.

Leandro Caruso, en Primera C con los colores de Dock Sud.

Daniel Villalva

Al Keko le tocó jugar apenas 26 minutos de la Promoción ante Belgrano, los únicos suyos en la temporada. Hombre del club, se quedó para jugar la B Nacional para luego pasar por Argentinos, volver para ser campeón en River con Ramón Díaz.

Luego le llegó el momento de emigrar: primero al fútbol mexicano (Veracruz y Querétaro), luego al brasileño (Goiás) y finalmente al paraguayo (está en Guaraní).

Daniel Keko Villalva en Guaraní, su actual club en Paraguay.

Daniel Keko Villalva en Guaraní, su actual club en Paraguay.

Fabián Bordagaray

Quedó marcado por haber sido el único refuerzo que contrató Passarella a principios de 2011 para encarar el semestre que pretendía ser el de la salvación del descenso.

Había llegado a préstamo desde San Lorenzo y se quedó con las ganas de gritar: no consiguió marcar en los seis partidos que jugó. Recién pudo hacerlo en la B Nacional antes de marcharse a Argentinos. El presente lo encuentra en Banfield.

Fabián Bordagaray, en Banfield.

Fabián Bordagaray, en Banfield.

Rogelio Funes Mori

El primero de los mellizos mendocinos que debutó en River pero el que menos hondo caló entre los hinchas, a diferencia de lo conseguido por Ramiro, el recio zaguero. El delantero se quedó dos temporadas más tras el descenso, hasta que lo transfirieron al Benfica.

Después de un breve paso por el fútbol turco, encontró en Monterrey su lugar en el mundo, tanto que hasta se nacionalizó y ya fue convocado por Gerardo Martino para jugar en la selección de México, con 30 años.

Rogelio Funes Mori es ídolo en Monterrey. (AFP)

Rogelio Funes Mori es ídolo en Monterrey. (AFP)

Juan José López

El descenso fue prácticamente el final de su carrera como entrenador. Había sido elegido por Passarella como coordinador de las Inferiores y reemplazó a Ángel Cappa tras su renuncia: debutó con un triunfo por 1 a 0 en un Superclásico en el Estadio Monumental, con gol de Maidana de cabeza.

Desde el descenso con River, apenas volvió a dirigir dos veces, en breves lapsos, y en el torneo Federal A: a San Martín de Tucumán en 2014 y Juventud Antoniana en 2016.

Jota Jota López dirigió por última vez en 2016, a Juventud Antoniana.

Jota Jota López dirigió por última vez en 2016, a Juventud Antoniana.


Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba