Deportes

Ciro Messi le robó el protagonismo a su hermano Mateo y a su padre, Lionel. ¿Qué hizo?

Previo al partido ante Valladolid por la fecha 28 de La Liga, Lionel Messi fue homenajeado tras alcanzar un nuevo récord: es el futbolista con más partidos jugados en la historia de Barcelona, con un total de 768 encuentros disputados. Y aunque el protagonista era él, todas las miradas se las llevó el pequeño de la familia…

Messi tenía que posar con el cuadro de la primer camiseta que utilizó en el Barsa, primero con sus compañeros ,y luego llegaría el turno de la foto con toda la familia: Antonela Rocuzzo y sus tres hijos, Thiago (8), Mateo (5) y Ciro, que en cinco días cumple cuatro años.

Parecía el momento de Mateo, el encargado de robarse todas las miradas con sus travesuras tanto dentro de su casa como fuera cuando lo encuentran los paparazzis. Pero esta vez apareció un nuevo protagonista: el pequeño Ciro.

Cuando se acercaron para tomar la foto, el menor de la familia se arrojó en el césped del Estadio Camp Nou y no lo podían calmar ni controlar para que se comporte, llevándose así las miradas y risas de todos los que se encontraban presentes.

Messi junto a Antonella Roccuzzo, Thiago, Mateo y Ciro en el homenaje

Messi junto a Antonella Roccuzzo, Thiago, Mateo y Ciro en el homenaje

El ídolo argentino y azulgrana, día a día supera diferentes récords que la vida le propone. En la fecha 27, ante Huesca, superó a Xavi Hernández, quien disputó 767 partidos entre las temporadas 1998 y 2015.

Además, desde el año de su debut -2004-, obtuvo 34 títulos y se convirtió en el más ganador de la historia del club. Se consagró en La Liga en diez ocasiones, obtuvo la Supercopas de España ocho veces, seis veces se coronó en Copas del Rey, cuatro veces levantó la Champions League, tres veces el Mundial de Clubes y misma cantidad en Supercopas de Europa.




Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba