30 mayo, 2024
Las Noticias de Uruguay de hoy

logo horizontal color

Raffo ¿vicepresidenta o presidenta?

URUGUAY – Laura Raffo, precandidata a la Presidencia por el Partido Nacional, ha despertado la atención de la opinión pública al abordar la posibilidad de postularse como candidata a vicepresidenta en caso de no ganar las elecciones internas del próximo 30 de junio. En una entrevista reciente, Raffo compartió sus reflexiones sobre su futuro político, destacando la importancia de la unidad dentro del partido y el objetivo común de un segundo gobierno de coalición.

La precandidata enfatizó su compromiso con la construcción de un movimiento sólido para ganar las internas, señalando el avance significativo que han logrado en las encuestas, consolidándose como la segunda opción dentro del partido, detrás de Álvaro Delgado. Sin embargo, dejó claro que su ubicación final estará determinada por el partido y los votantes, quienes tienen el poder de decisión sobre su futuro político.

“Estaremos donde el partido y los votantes decidan colocarnos”, afirmó Raffo. “Somos un equipo unido dentro del mismo partido y todos compartimos el objetivo de un segundo gobierno de coalición. Por lo tanto, no habrá problemas al respecto”.

La posibilidad de una candidatura a vicepresidenta en caso de no ganar las internas es parte de la estrategia de Raffo para mantener su compromiso con el partido y sus principios políticos. “Naturalmente, continuaremos promoviendo todas estas propuestas desde cualquier posición que nos toque ocupar”, aseguró. “Si no resultamos ganadores en las internas, estaremos donde el partido nos designe, por supuesto”.

Hasta el momento, la interna del Partido Nacional cuenta con cuatro precandidatos confirmados, incluyendo a Laura Raffo: Álvaro Delgado, Jorge Gandini, Carlos Iafigliola y Roxana Corbran. Con esta variedad de opciones, los votantes tendrán la oportunidad de evaluar y decidir el rumbo del partido en las próximas elecciones.

La postura de Raffo refleja la importancia de la flexibilidad y la unidad dentro de un partido político, especialmente en un contexto electoral tan crucial como el actual. Su disposición a aceptar cualquier rol que el partido y los votantes le asignen demuestra su compromiso con los valores democráticos y su dedicación al servicio público.