Deportes

un vidrio estalló cerca de Pablo Pérez

Un violento episodio sufrió el plantel de Newell’s durante su traslado al Coloso Marcelo Bielsa para enfrentar a Patronato. El micro que llevaba a la delegación leprosa recibió un piedrazo impulsado desde una gomera mientras transitaba por la calles Serbando Bayo a la altura de Godoy. Afortunadamente no hubo que lamentar heridos, aunque quien se llevó el mayor susto fue Pablo Pérez.

El vidrio estallado del micro que trasladaba al plantel de Newell's (Juan José García)

El vidrio estallado del micro que trasladaba al plantel de Newell’s (Juan José García)

Otra toma del vehículo después del ataque (Juan José García).

Otra toma del vehículo después del ataque (Juan José García).

El experimentado mediocampista de 35 años, uno de los referentes del equipo conducido por el Mono Burgos, iba sentado en el asiento más cercano a la ventana que recibió el ataque. Un feo dejavú para el volante, que atravesó una situación similar en la previa de la histórica final de la Copa Libertadores de 2018, que Boca perdió contra River.

Aquella vez, el incidente terminó con Pérez herido en uno de sus ojos por un vidrio estallado tras una lluvia de piedrazos en las inmediaciones del Monumental. A partir de ese violento suceso, la Conmebol decidió mudar la sede de la revancha al Santiago Bernabéu, el hogar del Real Madrid.

Esta vez, no pasó a mayores. Aunque la violencia en el fútbol argentino no cesa ni en este contexto de pandemia y tribunas vacías. 


Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba