Sin categoría

Un “hito” para la construcción de viviendas en madera en Uruguay, ¿de qué se trata? – Noticias de Uruguay y el mundo actualizadas

Por Fabiana Culshaw
El Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (MVOT), en alianza con otras instituciones, acaba de lanzar un concurso internacional para levantar casas de madera en el marco de
iniciativas de viviendas de interés social en el país
.

El llamado es tanto para empresas nacionales e internacionales, para construcciones en madera uruguaya en tres departamentos: viviendas en extensión en Tranqueras (Rivera), viviendas en altura (edificios) en Durazno, y una policlínica de salud en el barrio Cauceglia de Montevideo.

El llamado, considerado un “hito histórico” para el sector en el país, fue lanzado ayer por los principales jerarcas del MVOT: Irene Moreira (ministra) y Tabaré Hackenbruch (subsecretario), en el salón de actos de la Torre Ejecutiva.

Además, participaron Fernando Cuenin (jefe de Operaciones del Banco Interamericano de Desarrollo), Leonardo Cipriani (presidente de ASSE), Sebastián Moreno (director de Tierras y Hábitat de la Intendencia de Montevideo), Carmelo Vidalín (intendente de Durazno), José Mazzoni (secretario de la Intendencia de Rivera), representantes de la Agencia Nacional de Vivienda (ANV), del Movimiento de Erradicación de la Vivienda Insalubre Rural (Mevir), del Programa de Mejoramiento de Barrios, Banco Hipotecario, promotores privados y otros actores vinculados al sector.

El País pudo constatar que la actividad también fue seguida por redes sociales por empresas de la construcción y firmas de arquitectos desde el exterior, específicamente de Finlandia.

La meta es que estas construcciones sean el comienzo de otras con tecnología de madera a realizarse en forma masiva en el país.

La ministra Moreira celebró la ocasión, enumeró el recorrido que permitió al MVOT llegar a este momento y señaló: “Esperamos que el llamado permita el uso creciente de este material (la madera). La meta es fomentar las casas de madera, masivamente”.

El presidente de la ANV, Klaus Mill, explicó que este organismo hizo el llamado para la construcción de un edificio en la ciudad de Durazno, de máximo 31 metros de altura, de entre seis y nueve pisos, con una planta baja en estructura tradicional, y a partir de allí en construcción de madera.

El núcleo central de circulación vertical podrá ser en estructura de hormigón.

El edificio albergará de un mínimo de 24 viviendas a un máximo 34 viviendas, de uno, dos y tres dormitorios. También tendrá un salón de usos múltiples, estacionamiento y el desarrollo de espacios aledaños. El monto destinado es de 90.000 Unidades Reajustables (UR), que equivalen a US$ 3,45 millones aproximadamente.

“Acá se invita a empresas y a asociaciones de empresas, nacionales e internacionales”, aclaró Mill. Especificó que del 10 de abril al 5 de mayo será anunciado el proyecto ganador. La propuesta del Ejecutivo será definida en septiembre, y la construcción se levantará a partir del próximo octubre hasta agosto de 2024.

Por su parte, Juan Pablo Delgado, presidente de Mevir, explicó que el proyecto en Tranqueras (Rivera) consiste en un complejo de 20 viviendas de madera, de uno a cuatro dormitorios. “Serán viviendas para toda la vida, con mantenimiento”, agregó.

La inversión en este proyecto está en el orden de los $ 52 millones, lo que incluye las viviendas mencionadas y la urbanización inmediata (hacer manzanas, calles, saneamiento y demás facilidades). Delgado calculó que, en el final del período, las viviendas de Mevir en madera serán entre el 8% y 10% del total.

Finalmente, Álvaro Martínez, coordinador del Programa de Mejoramiento de Barrios, dio los detalles sobre la policlínica que se levantará en la zona perimetral de Montevideo. Se trata de una construcción de 380 metros cuadrados de hasta US$ 300.000.

Se prevé que este proyecto implique el mejoramiento del espacio público, de todo el barrio, y que le seguirá la construcción de otras policlínicas en tecnología de madera en otras partes del país.

Moreira aclaró que “en Japón ya más del 60% de las construcciones de viviendas son, total o parcialmente, en madera; en Escocia el 7 %; en Estados Unidos el 85%”y que Uruguay tiene que ir también en esa línea, considerando las bondades de la madera en términos de cuidados del medio ambiente y ahorro de costos y tiempos de contrucción.

La ministra hizo énfasis en la disponibilidad de madera que existe Uruguay, para desarrollar una “verdadera industria de la construcción en madera”, afirmó.

La ley Forestal (que data de 1987) ayudó a que esta industria comenzara a crecer exponencialmente a nivel nacional. Se pasó así de menos de 100.000 hectáreas forestadas (fines de los 80) a las más de 1 millón de hectáreas actuales. “Y el sector sigue en contínuo aumento”, remarcó la ministra.

Otras autoridades locales señalaron también que “era hora” que Uruguay no solo exportara los troncos, sino que aprovechara más el material localmente.

Consultado por El País, Hackenbruch señaló que hay varias empresas uruguayas vinculadas al sector forestal que ya han trabajado con madera en el país, sobre todo en Rivera, que seguramente se presentarán a estas convocatorias.

“Tenemos gran expectativas de emprendedores y empresas uruguayas, y también de otros países que nos han ayudado en este proceso y están dispuestas a hacer transferencia de conocimientos”, afirmó.

Fernando Cuenin, del BID, mencionó que hay unas 60.000 familias en Uruguay que carecen de viviendas dignas y seguras, por lo que banco apoya este tipo de iniciativas, sobre todo considerando que acá existen varios niveles de gobierno e instituciones trabajando juntas en un mismo sentido. “Nos llevaremos la experiencia de Uruguay a otros países, y desde el BID seguiremos apoyando a Uruguay”, concluyó.

Source link

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior