Uruguay

Sin grandes cambios, el déficit fiscal cerró marzo en 5,8% del PIB

En los 12 meses cerrados a marzo de 2021, el resultado del Gobierno Central – Banco de Previsión Social (GC-BPS) se ubicó en -6,3% del PIB. Esta estimación se ve afectada por el adelanto de pagos de pasividades y remuneraciones correspondientes al mes de abril de 2021, debido al feriado de Semana Santa, explicó el MEF en su comunicado. Depurado ese efecto, el resultado del GC-BPS fue de -5%, mostrando una mejora de 0,1% respecto a febrero de este año.

El ingreso de fondos al Fideicomiso de la Seguridad Social (FSS) por la ley de los cincuentones fue de 0,7% del PIB, por lo que el resultado fiscal del GC-BPS depurado de ambos efectos se ubicó en -5,7% del PIB, una décima por debajo del resultado de febrero (-5,8%).

Los ingresos del GC-BPS se situaron en 27,1% del PIB, mejorando 0,2% del PIB respecto a la medición de los últimos 12 meses cerrados a febrero. Por su parte, los ingresos del BPS, se deterioraron en 0,1% del PIB contrarrestando el efecto anterior.

Los egresos primarios del GC-BPS se ubicaron en 30,9% del PIB. Esta estimación se ve afectada por el adelanto del pago de pasividades y remuneraciones correspondientes a abril anteriormente mencionado (1,3% del PIB). Sin tener en cuenta la cadencia de pagos de pasividades y remuneraciones de ambos años, los egresos primarios del GC-BPS permanecieron constantes respecto al mes anterior.

En los 12 meses cerrados a marzo, los gastos netos imputados al Fondo Solidario Covid-19 se estimaron en 1,4% del PIB.

Por último, el pago de intereses del GC-BPS se mantuvo en 2,6% del PIB. El resultado de las empresas públicas se ubicó en 0,2% del PIB mejorando 0,1% en términos del PIB en los 12 meses cerrados a marzo.

El resultado del Sector Público No Monetario (SPNM) se ubicó en -5,7% del PIB en marzo. Excluyendo los ingresos del FSS y la cadencia de pagos de pasividades y remuneraciones, el resultado fiscal del SPNM fue de -5,1% del PIB.

Por su parte, el resultado global del BCU, se ubicó en -0,6% del PIB, manteniéndose estable respecto a febrero de 2021.

Finalmente, el resultado del Sector Público Global (SPG) fue de -6,3% del PIB y depurado del efecto FSS y la cadencia de pagos de pasividades y remuneraciones se situó en -5,7% del PIB.

El gobierno espera terminar el año con un rojo de -4,3% del PIB, dos décimas por encima de lo previsto en el Presupuesto quinquenal, dejando de lado los gastos extraordinarios por el Fondo Covid-19. Esa fue la última proyección que presentó el equipo económico en febrero y que seguramente tendrá un ajuste cuando presente la Rendición de Cuentas en junio. Este mes el gobierno anunció que tiene previsto elevar en unos US$ 360 millones (a unos US$ 900 millones) los recursos para atender la emergencia sanitaria, económica y social por el covid-19. En febrero, el MEF estimó un crecimiento del 3,5% para 2021, un número que hoy está más de medio punto por debajo de lo que están proyectando los distintos analistas económicos. En la Encuesta de Expectativas de abril del Banco Central, los agentes estimaron un crecimiento de 2,7% del PIB para este año, según la mediana de las respuestas. 




Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba