Política

“Se debe dar paso a las nuevas generaciones”

A causa de la pandemia el volumen de remates ha disminuido, lo que ha causado un impacto en el rubro.

Sin embargo, el presidente de la Asociación Nacional de Rematadores, Tasadores y Corredores Inmobiliarios (Anrti), Mario Molina, tiene expectativas de que en el segundo semestre del año la situación se revierta. Molina, quien lleva tres períodos consecutivos ejerciendo funciones en la institución, en el primer período como secretario general y los dos últimos como presidente, no tiene habilitado volver a presentarse a las elecciones.

En entrevista con El Observador, el presidente de la Anrtci reflexionó que “se debe dar paso a las nuevas generaciones que con impulso renovador quieren desarrollar la institución para continuar haciéndola cada día más grande”.

¿Cómo espera que se desarrollen los próximos meses para el rubro?
Con gran expectativa, debido al descenso de los casos de covid-19 y al estar volviendo de a poco a la normalidad, con lo cual se pronostica un segundo semestre del año con una labor más uniforme para nuestro sector.

¿Qué opina acerca de la posibilidad de una nueva suspensión de la feria judicial?
Para los rematadores del sector Judicial es esta una muy buena noticia, ya que la suspensión de la feria judicial menor genera más días hábiles para desarrollar la actividad. Asimismo, la Suprema Corte de Justicia ha comunicado que a partir del día 5 de Julio se retoma la actividad normal en todos los Juzgados.

Como actual presidente de la Asociación de Rematadores, ¿qué evaluación hace de este período atípico que culmina en menos de dos meses?
Debemos detenernos en este punto para valorar la difícil situación que nuestros asociados en general han sufrido con esta pandemia. La Institución ha tenido que jugar un doble rol, por un lado de sensibilización y propuestas al respecto de las necesidades de sus asociados, encontrando alternativas de apoyo expresadas por ejemplo en la flexibilización de las obligaciones de los mismos para poder mantener inalterados sus derechos, los que creemos conducentes a la llegada de oportunidades directas de trabajo, a través de nuestro sistema de sorteo para remates oficiales.

Por otro lado la institución ha tenido que adaptar su propuesta de servicios, para acompañar a las diversas entidades estatales con las que se posee convenios, para poder administrar sus remates oficiales desde los nuevos requerimientos sanitarios.

Hemos tenido que de golpe incorporar a nuestro know how nuevas acciones, que hasta el momento eran ajenas a nuestra programación. Protocolos, distanciamientos, aforos, elementos de protección y desinfección, nueva publicidad, señalización, comunicación especial y diversas cuestiones más relacionadas con los cuidados preventivos se han incorporado a nuestras rutinas de trabajo, seguramente para quedarse, al menos por un buen tiempo, en esta nueva normalidad en la que vivimos y trabajamos. Todo esto no solo fue nuevo para nosotros, sino difícil de implementar en muchos casos, pero la continuidad de oportunidades para nuestros socios estaba en juego, y en ese sentido todos los esfuerzos valieron la pena.

¿Se vio afectado el nivel y la cantidad de transacciones?
Sí, ha existido una notoria merma a causa de la pandemia, sin ir más lejos los remates judiciales han estado suspendidos los pasados meses y eso ha generado un fuerte impacto. Tenemos una alta expectativa de que en el segundo semestre esta situación se revierta.

¿Cómo se llevarán a cabo este año las elecciones de autoridades en la Anrtci?
El próximo 5 de agosto del corriente año se celebrará una nueva jornada democrática de elección de autoridades para conducir los destinos de nuestra institución durante los próximos dos años.

Ya se encuentra en funciones la Comisión Electoral, la cual ha aprobado la presentación formal de las dos listas que hasta el momento han sido presentadas. 

Por un lado se encuentra la agrupación encabezada por el colega rematador Pablo Ponce De León que competirá con la lista “12 de Agosto” y por otro lado una nueva propuesta que competirá con la lista 2123 encabezada por el colega rematador Sergio Ltaif. Se viene llevando a cabo con muchísima altura y dedicación la campaña electoral, la que nos conducirá a que en la primera semana del mes de setiembre entreguemos con orgullo el mando a quien resulte electo, deseándole toda la prosperidad que nuestra Institución merece.

¿Cómo cree que deberá encarar la situación que recibe el próximo presidente de la Asociación?
Como en una carrera de postas, tomando el esfuerzo sostenido que entregamos y agregando valor para la continuidad del desarrollo de nuestra institución. A propósito de lo que entregaremos al próximo presidente, destaco que a través del tiempo y del esfuerzo sostenido de las autoridades que lideraron los procesos de cambio, junto al apoyo y respaldo de sus asociados, la institución fue sufriendo una transformación integral que nos trae a un presente altamente satisfactorio y estimulante.

Con un equilibrio positivo entre lo que hemos alcanzado y lo que se ha puesto en la agenda de trabajo de los próximos años, donde las nuevas generaciones, a las cuales naturalmente debemos dar paso, podrán agregar su propio impulso para continuar creciendo y generando un desarrollo sostenible.

En esta mirada, a lo que hemos podido lograr en esta etapa de gestión, podemos destacar por ejemplo la gran generación de trabajo obtenida para nuestros asociados a través de la concreción de un gran número de remates oficiales, donde estaremos cerrando nuestro período de gobierno, entre los remates efectuados y los que aún resta por efectuarse en los siguientes meses, con más de 500 rematadores designados, mediante el sistema de sorteo entre los socios habilitados dentro del padrón social.

Estas cifras son el resultado de un dedicado trabajo de esta Comisión Directiva, pero también consolidado crecientemente desde las gestiones directivas anteriores, que han transitado un camino de certezas y valor al servicio del Estado. Esto lo que muestra es la confianza depositada y sostenida en el tiempo, por parte del Estado, en nuestra institución. 

Prueba de esto, fue la concreción del remate del avión presidencial, que debe medirse no por su valor económico, sino por el símbolo de confianza a nuestra asociación, siendo esta una pieza de muchísimo valor político y mediático, que exigió las máximas certezas de nuestra parte, en un proceso profesional de extrema transparencia y profesionalismo. 

A propósito de esto, me enorgullece resaltar el cumplimiento del compromiso establecido por nuestra institución, que a través de su Comisión Directiva, desde el día uno, entendió, que desde la responsabilidad social empresarial a la que adherimos y representamos, teníamos que dar un paso solidario, en apoyo de la difícil situación sanitaria que atravesamos, donando al fondo covid-19 el 100% del monto producido por concepto de comisión, donación efectuada tanto por la Anrtci como por los rematadores participantes en dicha subasta.

Todo esto debe siempre entenderse no como un final, sino como un continuará.




Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba