Internacionales

recuperan 4 cuerpos más mientras los rescatistas trabajan contrarreloj antes de la llegada de Elsa

Trabajando contrarreloj antes de la llegada de la tormenta tropical Elsa, los rescatistas trabajando entre los escombros del ala de la Champlain Tower que se derrumbó el 24 de junio en Miami recuperaron los restos de cuatro personas más este martes, elevando así el saldo de muertes confirmados a 32.

En la localidad de Surfside, donde se encuentra el edificio colapsado, se pronosticaban lluvias intensas a medida que Elsa se fortalece, posiblemente encaminado a ser nuevamente un huracán antes de tocar tierra entre la bahía de Tampa y el tramo de costa Big Bend, y cruzar el norte del Estado.

Las cuadrillas pueden trabajar bajo la lluvia, pero las tormentas eléctricas aisladas los fuerzan a suspender el trabajo de a ratos. Hay que agregar además que un estacionamiento en medio de los escombros se ha inundado.

Imagen aérea de las Champlain Towers horas después de que se hubiera derrumbado un ala del edificio. Foto: AP

Imagen aérea de las Champlain Towers horas después de que se hubiera derrumbado un ala del edificio. Foto: AP

Las demoras han descorazonado a los rescatistas, dijo la alcaldesa del condado de Miami-Dade, Daniella Levine Cava.

“En verdad, viven para salvar vidas y han continuado a pesar de todos los obstáculos”, dijo en una conferencia de prensa.

Con todo, las cuadrillas tuvieron un gran impulso con la demolición total del edificio Champlain Towers South el domingo. Así pudieron llegar a lugares hasta entonces inaccesibles, como los dormitorios donde se cree que había gente a la hora del siniestro, dijeron las autoridades.

Hasta ahora hay 32 muertos confirmados y se desconoce el paradero de al menos 113 personas.

“El sitio estás activo desde que comenzamos, ahora que se ha demolido el edificio dañado”, dijo el alcalde de Surfside, Charles Burkett, y añadió que el equipo pesado podía desplazarse libremente por el lugar.

Los socorristas esperaban tener una imagen más clara de los huecos que pudieran existir entre los escombros a medida que buscaban a personas aún atrapadas en el ala derruida, pero hallaron muy pocos huecos, dijo subjefe de bomberos de Miami-Dade, Raide Jadallah, a los familiares el lunes.

No se ha rescatado a nadie con vida después de las primeras horas después del derrumbe del 24 de junio, pero los socorristas aún tienen esperanzas.

“Seguimos concentrados en nuestra misión principal, de no dejar piedra sobre piedra y encontrar a todas las personas que podamos y dar algunas respuestas a la familia y los seres queridos o darles algún consuelo”, dijo el capitán de bomberos de la ciudad de Miami, Ignatius Carroll.

Fuente: AP


Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba