Deportes

Quimsa volvió a vencer a Boca y es el primer finalista de la Liga Nacional de Básquet

Quimsa de Santiago del Estero, el mejor equipo de la temporada regular, volvió a mostrar sus pergaminos en la tarde del jueves al alcanzar la final de la Liga Nacional de Básquetbol tras vencer por segunda vez en la serie de semifinales a Boca Juniors, en esta oportunidad por 82 a 73, en estadio de Obras.

De esta manera los santiagueños esperarán hasta el viernes, cuando desde las 18 y en el mismo escenario, vuelvan a enfrentarse el multicampeón San Lorenzo con San Martín de Corrientes, que ya ganó el primer juego, para conocer a su rival en la final.

El plantel de Boca se despide de la Liga Nacional de Básquet 2020/21. Foto tw Boca Básquet

El plantel de Boca se despide de la Liga Nacional de Básquet 2020/21. Foto tw Boca Básquet

Las dos primeras partes del encuentro mostraron una paridad absoluta, digna de dos equipos que se metieron entre los cuatro mejores. En ese marco, un laborioso Boca que supo aprovechar las pérdidas rivales se fue al descanso con una ventaja de seis puntos que lejos estaba de resultar definitiva.

Por buena parte del tercer período esa tónica se mantuvo, e incluso el equipo de Gonzalo García llegó a sacar 10 puntos (ventaja que ya había tenido con anterioridad), pero con el correr del parcial se le empezó a mojar la pólvora: se quedó sin ideas y sin variantes ante una defensa muy bien plantada y no lo salvaron las individualidades (entre Leonel Schattmann, Adrián Boccia y Manuel Buendía anotaron apenas 8 de 36 lanzamientos).

Y enfrente hubo un equipo que, adelante, encontró siempre alguna forma de anotar.

Leonel Schattmann, hombre clave de Boca, fue muy bien anulado por la defensa de Quimsa. Foto tw Boca Básquet

Leonel Schattmann, hombre clave de Boca, fue muy bien anulado por la defensa de Quimsa. Foto tw Boca Básquet

Pero no fue ese el principal problema, porque al cabo Boca metió en ese cuarto 16 puntos, los mismos que había hecho en los primeros 10 minutos. La diferencia estuvo en que los de Sebastián González, con muchísimo oficio para estas instancias, aprovecharon la mano caliente de varios de los suyos.

Por la vía del triple (el equipo terminaría con 11-21, un altísimo 52% de efectividad), principalmente con Brandon Robinson (4-6) y dos dagas en el momento más oportuno de parte de Mauro Cosolito, los santiagueños metieron un parcial de 15 puntos a favor para llegar al desenlace 5 arriba.

Y a partir de allí no hubo caso: el campeón de América 2020 dominó con sapiencia y se metió en una nueva final.

El escolta estadounidense de los santiagueños, Robinson, con 26 puntos, fue el goleador y la máxima figura del partido que dio a conocer al primer finalista de esta temporada de la Liga Nacional. Ismael Romero Fernández anotó 20 y Mauro Cosolito aportó 14. 


Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba