Deportes

Quién es el máximo goleador de Argentina en la historia de la Copa América

Argentina es el segundo máximo ganador en la historia de la Copa América, con los 14 títulos que logró en las 46 ediciones que se realizaron entre 1916 y 2019, y tiene a uno de los dos goleadores más importantes del torneo, un título que comparte con una figura brasileña y que ambos alcanzaron en las décadas del 40 y del 50.

Que uno de los máximos artilleros de la Copa América sea argentino es consecuente con otras estadísticas que erigen a la Selección Nacional como una de las potencias de Sudamérica, junto con Brasil y con Uruguay.

Argentina también tiene el récord en mayor cantidad de triunfos (133), menor de derrotas (33) y cantidad de goles convertidos (462).

En la nómina de los grandes goleadores de la Copa América figura sólo un futbolista en actividad entre los diez primeros: se trata del peruano Paolo Guerrero, quien a los 37 años está sólo tres tantos por debajo de los más encumbrados en la lista.

Tucho Méndez surgió de Huracán pero salió campeón con Racing.

Tucho Méndez surgió de Huracán pero salió campeón con Racing.

En cambio, más lejos está Lionel Messi, quien es el máximo goleador de la Selección aunque en cinco participaciones en el torneo sólo pudo anotar nueve goles, ocho menos que los acumulados por los dos goleadores históricos de la Copa América, entre los que hay otro argentino.

Y Gabriel Batistuta, el segundo artillero nacional con 57 conquistas, llegó a 13 gritos en la Copa América.

El máximo goleador argentino en Copa América

Figura en los años 40, una de las épocas doradas del fútbol argentino, Norberto Méndez fue el primer jugador en la historia de la Copa América de llegar a 17 goles, que convirtió en apenas tres participaciones en el torneo.

Tucho Méndez alcanzó esa cifra en los Campeonatos Sudamericanos, la primera denominación que tuvo el torneo, de 1945, 1946 y 1947, los que fueron ganados por la Selección Argentina. En aquellos años se disputaban con mayor periodicidad que en los tiempos modernos.

Lionel Messi acumula 11 goles en cinco participaciones en la Copa América, (AFP)

Lionel Messi acumula 11 goles en cinco participaciones en la Copa América, (AFP)

El delantero argentino sólo pudo ser alcanzado diez años más tarde por el brasileño Zizinho, que tuvo más presentaciones que Méndez. Su primera aparición en el Campeonato Sudamericano fue en Uruguay 1942, en el que convirtió dos goles. Desde entonces, intervino en los torneos de 1945, 1946, 1949, 1953 y 1957.

Tucho surgió de las divisiones inferiores de Huracán, club en el que además desarrolló la primera parte de su carrera profesional. Nacido el 5 de enero de 1923 en la ciudad de Buenos Aires, tenía sólo 22 años cuando le tocó debutar en la Selección bajo la conducción de Guillermo Stábile.

En aquel torneo jugado en Chile, lo flanqueaban dos nombres ilustres como Martino y Pontoni, dos cracks de San Lorenzo. Tucho convirtió seis goles en tierras trasandinas: dos en el 9 a 1 sobre Colombia, uno en el 1 a 1 frente al local y los tres del 3 a 1 sobre Brasil.

Gabriel Batistuta llegó a 13 tantos en la Copa América en la década del 90.

Gabriel Batistuta llegó a 13 tantos en la Copa América en la década del 90.

En 1946, el Sudamericano se jugó en la Argentina. Méndez convirtió cinco goles: dos en el 7 a 1 sobre Bolivia, uno en el 3 a 1 contra Uruguay (ambos disputados en el Gasómetro) y el doblete para ganarle a Brasil 2 a 0 en el estadio Monumental, para sellar el título.

En Ecuador se vio la última actuación de Méndez en la Copa América, en un equipo que tuvo otras grandes figuras como Alfredo Di Stéfano, José Manuel Moreno, Mario Boyé, Pontoni y Félix Loustau.

Los seis tantos de Méndez fueron en el 6 a 0 sobre Paraguay (uno), en el 7 a 0 contra Bolivia(dos), en el 2 a 0 ante Ecuador (uno) y en el 3 a 1 a Uruguay (dos).

Luego de lucirse en Huracán, donde marcó 57 goles, fue transferido a Racing, club en el que fue estandarte del equipo que logró el primer tricampeonato en la era profesional del fútbol argentino, en 1949, 1950 y 1951.

En el club de Avellaneda también fue conducido por Guillermo Stábile  y se erigió en la figura central de un equipo invencible que tenía una delantera que los racinguistas llegaron a repetir de memoria: Salvini, Méndez, Bravo, Simes y Sued.

Una medida para entender qué clase de figura era Tucho Méndez fue su participación en el cine. Actuó de sí mismo en la película Pelota de trapo, de 1948, dirigida por Leopoldo Torres Ríos, que resultó un gran éxito de público. Se retiró con la camiseta de Tigre. Falleció el 22 de junio de 1998, a los 75 años.


Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba