Deportes

Murió por coronavirus Ricardo “Bocha” Ramírez, el enganche al que Maradona señaló como su sucesor

El exmediocampista Ricardo Bocha Ramírez, quien en 1995 fue señalado por Diego Armando Maradona como su sucesor, murió durante la madrugada del sábado debido a las complicaciones que experimentó tras haber contraído coronavirus. El exjugador tenía apenas 48 años.

La noticia se conoció a través del sitio especializado Pasión Futsal, puesto que Ramírez, luego de abandonar el fútbol, se había desempeñado en esa disciplina: había vestido las camisetas de Sportivo Barracas y Banfield. El Taladro también lamentó el deceso del exjugador a través de su cuenta de Twitter.

Nacido el 5 de abril de 1973 en Saladillo, Ramírez llegó a Racing a los 9 años y realizó todas las divisiones inferiores en el club de Avellaneda. Debutó en Primera en septiembre de 1993, en un partido que la Academia empató 1 a 1 con San Lorenzo como visitante por la primera fecha del Torneo Apertura de ese año.

El mediocampista no logró demasiada continuidad durante los ciclos de Carlos Babington, Rodolfo Della Pica y Luis Cubilla a cargo del equipo. Pero en enero de 1995 Maradona se hizo cargo del plantel junto a Carlos Guillermo Fren y la suerte del Bocha pareció cambiar definitivamente.

El mejor futbolista de todos los tiempos se sintió seducido por la manera en que Ramírez manejaba el balón. “Me sorprendió muchísimo el chico Ramírez. Acuérdense lo que les digo: Ricardo Ramírez es mi sucesor”, disparó el crack de Villa Fiorito después de uno de sus primeros entrenamientos al mando del equipo.

Ricardo Ramírez (atrás, a la derecha) en el banco de Racing junto a Diego Armando Maradona, Claurio López y Juan Ramón Fleita.

Ricardo Ramírez (atrás, a la derecha) en el banco de Racing junto a Diego Armando Maradona, Claurio López y Juan Ramón Fleita.

“Si Diego dijo eso, por algo será. Sé que tengo unas condiciones bárbaras. En esa época imaginaba que Diego iba a volver al fútbol en Racing e iba a jugar de diez y yo de ocho. Por ahí me descarrilé un poco, me gustaba mucho salir. Terminaba de jugar y me iba de joda como cualquiera. Me decían que me quedara a descansar, pero no podía. Era joven”, admitió en 1999, en una entrevista publicada en el diario Olé.

Ricardo Ramírez (abajo, el primero de la izquierda), con la camiseta de Racing en 1995.

Ricardo Ramírez (abajo, el primero de la izquierda), con la camiseta de Racing en 1995.

La estadía del Diez en Racing fue breve: apenas cuatro meses y 11 partidos. Con su salida y la llegada de Pedro Marchetta (después de un interinato de Héctor Martínez), Ramírez ya no tuvo la misma consideración. Para colmo, a fines de ese año una lesión en el tobillo derecho que lo mantuvo inactivo un tiempo y le hizo perder terreno.

Ya sin lugar en Racing, con cuya camiseta disputó 27 partidos, se desempeñó luego en distintos clubes del ascenso como San Martín de San Juan, Juventud Antoniana, Estudiantes de Buenos Aires y Sportivo Italiano. En 2003 se retiró jugando en Berazategui y se inclinó por el futsal. En los torneos de esa disciplina organizados por la AFA se desempeñó durante largos años antes de abandonar definitivamente la actividad vinculada a la pelota.




Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba