19 junio, 2024
Las Noticias de Uruguay de hoy

logo horizontal color

Máximo Thomsen rompe el silencio

ARGENTINA – Máximo Thomsen rompe el silencio sobre el asesinato de Fernando Báez Sosa. En una reveladora entrevista al programa argentino Telenoche, Máximo Thomsen, uno de los ocho rugbiers condenados por el brutal asesinato de Fernando Báez Sosa, compartió detalles inéditos sobre la trágica noche de enero de 2020 en Villa Gesell. Thomsen, junto a otros cuatro jóvenes, fue sentenciado a prisión perpetua en febrero de 2023, mientras que tres más recibieron penas de 15 años de prisión.

Un relato conmovedor

Thomsen, de 24 años, ofreció una mirada íntima de los eventos que culminaron en el fatal incidente. Entre lágrimas, que brotaron en tres momentos distintos de la entrevista, relató cómo las vacaciones en Villa Gesell se planificaron con meticuloso detalle, incluyendo la decisión de llevar una gran cantidad de alcohol. Las peleas a la salida de los boliches de Zárate, un comportamiento habitual en su grupo de amigos, también fueron abordadas en la conversación.

“Me descargué. Me desahogué mucho, hace cuatro años que esperaba este momento”, expresó Thomsen, subrayando el peso emocional que ha cargado desde el incidente. La entrevista no solo reveló su versión de los hechos, sino también su perspectiva sobre el juicio y la vida en prisión.

El juicio y las condenas

El asesinato de Fernando Báez Sosa, un joven de 18 años que se encontraba disfrutando de sus vacaciones, conmocionó a Argentina y al mundo. La violencia y brutalidad del ataque, perpetrado por un grupo de rugbiers, generó una ola de indignación y pedidos de justicia.

Máximo Thomsen, Ciro Pertossi, Matías Benicelli, Luciano Pertossi y Enzo Comelli fueron condenados a prisión perpetua por homicidio doblemente agravado. Blas Cinalli, Lucas Pertossi y Ayrton Viollaz recibieron sentencias de 15 años de prisión como partícipes secundarios. El fallo del tribunal destacó la premeditación y la violencia extrema del acto, calificándolo como un ataque coordinado y despiadado.

El contexto de Villa Gesell

Villa Gesell, un popular balneario en la costa bonaerense, es conocido por sus animadas noches y la afluencia de jóvenes durante la temporada de verano. Sin embargo, esta imagen de diversión y relax quedó empañada tras el asesinato de Báez Sosa, resaltando problemas subyacentes de violencia juvenil y consumo excesivo de alcohol.

La comunidad local y turistas quedaron profundamente impactados, y el caso se convirtió en un punto de reflexión sobre la cultura de violencia que puede surgir en entornos de fiesta. Las autoridades locales implementaron medidas más estrictas para controlar el consumo de alcohol y aumentar la seguridad en la zona, en un esfuerzo por evitar que tragedias similares se repitan.

Reacciones y repercusiones

La entrevista de Thomsen ha generado diversas reacciones en la sociedad argentina. Algunos expresan empatía por su evidente arrepentimiento y angustia, mientras que otros ven sus lágrimas como un intento de obtener simpatía o reducir su condena. Las redes sociales se llenaron de comentarios polarizados, reflejando el impacto duradero del caso en la conciencia pública.

Familiares y amigos de Fernando Báez Sosa continúan su lucha por la memoria y justicia del joven, organizando marchas y eventos conmemorativos. Su figura se ha convertido en un símbolo de la lucha contra la violencia y la impunidad.

Perspectivas futuras

El caso Báez Sosa ha dejado una marca indeleble en la sociedad argentina y en los sistemas de justicia y seguridad pública. La entrevista de Thomsen ofrece una ventana a la mente de uno de los perpetradores, pero también resalta la necesidad de un cambio cultural más amplio para abordar las raíces de la violencia entre los jóvenes.

Es crucial que las autoridades y la sociedad trabajen juntas para crear entornos más seguros y fomentar valores de respeto y no violencia. Solo a través de un esfuerzo conjunto se podrá honrar verdaderamente la memoria de Fernando Báez Sosa y prevenir futuras tragedias.