Deportes

“El viernes hay que dejar afuera a River. Tienen que empatar o se pudre todo”: la confesión de Latorre sobre el Boca


El último martes 5 de abril se cumplieron 30 años de un partido recordado por el fútbol argentino, pero sobre todo por los hinchas Millonarios y Xeneizes. Contexto: Copa Libertadores entre Boca y Oriente Petrolero, en el que empataron 0-0, pero una igualdad un poco particular. ¿El motivo? No son pocas las voces que juran que hubo arreglo con el fin de clasificar y dejar afuera a River. Tres décadas después, esas voces siguen retumbando. 

Hay que tener en cuenta que en ese entonces se clasificaba de fase de forma distinta: el campeón entraba directo en Octavos y el resto de los clasificados a la llave de eliminación directa salían de los tres primeros de cinco grupos. En esta oportunidad Boca debía ganar por 4 goles para ser puntero, y si lo hacía por menos se clasificaba pero junto a River; la única forma de evitarlo era el empate.

Mucho se habló de ese partido y del “vergonzoso” arreglo como lo calificaron en su momento los titulares de las noticias. El imaginario (futbolero) colectivo recuerda que Víctor Hugo Morales dejó la transmisión del partido por la  deshonrosa actitud de los jugadores. Y Clarín tituló: “Un segundo tiempo oprobioso”. Mientras que El Gráfico expresó: “Vergüenza”.

En 2011 el Gráfico le preguntó a Chino Tapia si el encuentro había sido pactado desde antes o en la cancha y su respuesta fue: “En la cancha y fue algo así. Uy, mirá, vamos empatando y queda afuera River”, respondió, mientras que el Mono Navarro Montoya con su clásica seriedad post partido, comentó: “Lo buscamos todo el partido pero no pudimos”.

Sin embargo mientras los futbolistas de Boca lo negaron por 30 años, por el lado de Petrolero confesaron otra cosa: “El Abuelo, que entonces era el jefe de la barra brava de Boca, entró en el camarín nuestro antes del partido y nos dijo: ‘Ya está todo hablado con los jugadores de Boca, el partido tiene que terminar empatado para dejar afuera de la Copa a las Gallinas. Así que no se hagan los distraídos porque no salen vivos de acá”, contó Francisco Takeo, que estuvo en el banco Oriente Petrolero aquel día.

La situación fue tan sospechosa que hasta el árbitro del encuentro, Ernesto Filippi, resaltó en su informe la falta de esfuerzo de los futbolistas. Pero como nunca es tarde 30 años después llegó la confesión por el lado de Boca. El ambiente se conocía, los hinchas pedían cantando por el empate, pero la cosa fue más allá. Diego Latorre, uno de los jugadores presentes en aquel encuentro reveló detalles de la previa del partido poniendo el peso de lo ocurrido en una persona: José Barrita, el fallecido líder de la barra.

“En la semana previa hubo algo con el Abuelo. Yo no lo sufrí tanto en carne propia porque me llamaba con un tono conciliador. Cada vez que jugábamos contra River o teníamos un clásico, levantaba el teléfono y escuchaba su voz: ‘¡Nene, mirá que el domingo hay que ganar’. Yo tenía 20 años, y le decía que sí”, recordó Latorre, quién además agregó: “Ese era el Abuelo. Pero en este partido en particular, que fue un viernes, nos llamó el Abuelo, con un tono más allá del cordial, más allá de la sugerencia. Fue con un tono intimidatorio. ‘Miren que el viernes hay que dejar afuera a River. Tienen que empatar porque si no se pudre todo’.

En la misma línea de revelación confesó que el entrenador Tabárez no estaba al tanto de nada, ya que ese mismo día lo puso a gambeta a ganar el partido en el segundo tiempo y con los nervios a flor de piel la primera jugada que hace termina en el palo y con un llamado de atención de su propio equipo: “La primera que toqué fue al palo. Yo sabía todo. Y me miraron. Entré para ganar el partido. Vino un compañero y me dijo: ‘Nene, la puta que te parió. Quedate al lado mío, no te muevas porque te voy a cagar a trompadas’. Yo tenía 20 años. ‘Nene, no te muevas’, contó en la pantalla de ESPN.

En esa copa Boca llegó hasta semifinales, en donde fueron eliminados por Colo-Colo en un polémico encuentro con graves incidentes, pero parece que la felicidad estuvo hecha al dejar afuera a River.

 




Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba