20 junio, 2024
Las Noticias de Uruguay de hoy

logo horizontal color

¡Descubrimiento Revolucionario!

INTERNACIONALES – Científicos descubren cómo reprogramar las células inmunitarias. Un avance revolucionario en la investigación científica ha llevado a un descubrimiento que podría cambiar radicalmente la forma en que abordamos el envejecimiento y las enfermedades asociadas. Científicos del Laboratorio Cold Spring Harbor, Nueva York, han encontrado una manera innovadora de reprogramar células inmunitarias específicas para combatir las células senescentes, responsables de muchos problemas de salud relacionados con la edad.

Las células T, un tipo de glóbulo blanco fundamental para el sistema inmunológico, han sido modificadas genéticamente para convertirlas en células T CAR (receptor de antígeno quimérico), diseñadas para atacar selectivamente las células senescentes. Este avance, detallado en un estudio publicado en la revista Nature Aging, ha demostrado resultados sorprendentes en ratones de laboratorio.

Según los investigadores, los ratones tratados con células T CAR mostraron signos de una vida más saludable, incluyendo un menor peso corporal, mejor metabolismo y tolerancia a la glucosa, así como un aumento en la actividad física. Lo más notable es que estos efectos parecen ser duraderos con una sola dosis administrada en una etapa temprana de la vida del ratón.

La profesora asistente Corina Amor Vegas, líder del equipo de investigación, expresó su asombro ante los resultados, afirmando: “Si se lo damos a ratones viejos, rejuvenecen. Si se lo damos a ratones jóvenes, envejecen más lentamente. Ninguna otra terapia en este momento puede hacer esto”.

Además de su eficacia duradera, las células T CAR ofrecen la ventaja de una longevidad extrema, lo que significa que una sola dosis puede proporcionar suficientes células para tener efectos beneficiosos a lo largo de la vida del individuo. Esto plantea la posibilidad emocionante de un tratamiento que no solo mejora la salud actual, sino que también puede proteger contra enfermedades comunes que surgen más adelante en la vida, como la obesidad y la diabetes.

El equipo de investigación, liderado por el Dr. Amor, está ahora explorando si este tratamiento no solo promueve una vida más saludable, sino también una vida más larga. Si se confirma, este avance podría acercar a la sociedad a la codiciada fuente de la juventud.

Este descubrimiento representa un paso significativo en el campo de la medicina regenerativa y la lucha contra el envejecimiento. Aunque aún queda mucho por investigar y probar, la promesa de esta terapia es emocionante, ofreciendo la esperanza de una vida más larga y saludable para todos.