Deportes

“De pequeño soñaba con estar en lo más alto y lo estoy cumpliendo”


Pasó el temblor, con una procesión que, según sus propias palabras, fue por dentro. Porque pese a su semblante, que parece siempre el mismo en cualquier lugar y situación, a Gabriel Deck indudablemente se le movió el piso cuando se preparaba para debutar en la NBA con la camiseta de Oklahoma City Thunder.

Así lo reconoció al hablar por primera vez como un jugador del mejor torneo de básquet del mundo, esta tarde, en una gestión del equipo de prensa de la liga que acercó al santiagueño a los medios latinoamericanos.

“De pequeño soñaba con estar en lo más alto y ahora lo estoy cumpliendo, así que lo estoy disfrutando a full, tratando de aprender día a día”, reconoció Tortuga, que debutó en la noche del jueves en la derrota de OKC ante New Orleans Pelicans 95-109.

Y agregó, con su característica tonada: “Quiero tratar de sumar, crecer y adaptarme a esta liga. Obviamente que es un proceso difícil de adaptación pero el equipo me lo está facilitando para que yo pueda hacerlo. Ojalá pueda estar muchos años aquí“.

La parsimonia que transmite y esa sensación de que nada lo inmuta, sostenida por una actitud que no se ve modificada por el escenario en que esté jugando, ya sea un parquet de Liga Nacional, de Euroliga, de Mundial o de NBA, no implica que no se haya emocionado.

Y el alero o ala pivote lo reconoció: “Antes de entrar a la cancha se me vinieron muchísimos recuerdos de mi familia, de mis amigos, de cuando jugaba ahí detrás de mi casa con los chicos; recuerdos de los clubes por donde he pasado. Pero después, cuando entré a la cancha, traté de estar tranquilo, ser yo mismo y hacer las cosas bien. Por eso quizás no se ha notado el nerviosismo”.

Pese a que pasaron cerca de 20 días desde que tuvo acordada su llegada a la NBA, Deck aseguró que fue “todo muy rápido”. Y lo describió: “Llegar aquí, los hisopados, entrenamientos individuales… Han sido días movidos, pero la verdad es que estoy contento, feliz de estar en este equipo que me está ayudando de la mejor manera para poder crecer día a día. Debutar ha sido algo asombroso para mí”.

Su debut coincidió con un partido de Facundo Campazzo, compañero y amigo en la Selección argentina subcampeona del mundo. Así que si bien no pudieron verse mutuamente por TV, igualmente estuvieron en contacto.

Facu me ha escrito antes del partido, me deseó la mejor de las suertes y me dijo que disfrute. Siempre estamos hablando con él y con otros chicos de la Selección”, destacó, al tiempo que agradeció un apoyo que ya empieza a percibir de parte de cientos, tal vez miles de fans que se quedarán viendo los partidos del Thunder tal como hacen con los Denver Nuggets del cordobés.

“Sentir tanto apoyo en Argentina y en otros lugares es una felicidad enorme por saber que uno ha hecho tanto esfuerzo. Que la gente lo reconozca es gratificante”, dijo Deck.

Por último, destacó su satisfacción por saberse con la confianza del entrenador: “Me ha pedido que no cambie nada, que sea yo mismo. Y eso me permite estar cómodo. Que dé el máximo en defensa, en los rebotes, en tratar de correr el campo, que son cosas que caracterizan a mi juego. Día a día iré aprendiendo más, adaptándome al equipo y conociendo más a mis compañeros”. 


Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba