Internacionales

cómo es la festividad de Lag BaOmer, donde murió el joven argentino Daniel Embón

La festividad de Lag Ba’omer, donde murió el estudiante argentino Daniel Embón, de 21 años, es una celebración que se lleva a cabo año tras año entre el Pésaj y la Shavuot, y en ella participan miles de peregrinos.

El descenso drástico de los casos de covid en Israel y el exitoso plan de vacunación permitieron que este año la celebración fuera multitudinaria. El desenlace fue trágico: una estampida humana que dejó 45 muertos.

¿Qué es el Lag Ba’omer? ¿Y qué se festeja?

Lo primero que hay que saber es que es una de las festividades del calendario judío más importante y se celebra entre el Pésaj y la Shavuot. El Lag Ba’omer es una festividad basada en el calendario hebreo y por tanto una fiesta móvil, sin una fecha fija (a diferencia de lo que sucede habitualmente con los feriados y conmemoraciones en el calendario gregoriano).

Multitudinarios funerales, tras la trágica estampida en la celebrasión de Lag BaOmer. Foto: AP

Multitudinarios funerales, tras la trágica estampida en la celebrasión de Lag BaOmer. Foto: AP

Este año la fecha fue el 30 de abril, correspondiente al año judío 5781. El año pasado, en 2020, la fecha había sido el 12 de mayo, pero debido a las restricciones por la pandemia, no se permitió la peregrinación de los creyentes. 

El Lag Ba’omer es el trigésimo tercer día del Omer, y es el nombre que se le da al día 18 de lyar (octavo mes del año judío) en el calendario hebreo.

El día que terminó la peste

Según la tradición, la tristeza y el pesar que acompañan a la Cuenta de Omer (nombre dado a los 49 días o 7 semanas entre el Pésaj y la Shavuot) se interrumpen en este día de celebraciones. Y dos bases acompañan este sentimiento de alegría: la primera es que en este día terminó la peste que había brotado entre los discípulos de Rabí Akiva (un sabio de la ley y tradición judía que vivió entre el siglo I y II d.C.).

Celebraciones por el Lag BaOmer, en Jerusalén. Foto: AFP

Celebraciones por el Lag BaOmer, en Jerusalén. Foto: AFP

La segunda, es que en esta fecha se conmemora el fallecimiento de Rabí Shimón Bar Yojai (rabino que vivió en Galilea durante la época de la dominación romana y luego de la destrucción del segundo Templo de Jerusalén).

A su vez, el Omer era una medida de cebada que se ofrecía en el Templo de Jerusalén, el segundo día del Pésaj, comenzando así la cosecha en todas las tierras israelíes. A partir de este día empezaba el pueblo judío a contar siete semanas completas hasta la festividad de Shavout. Y al llegar ese día, se ofrendaban en el templo las primeras cosechas, coincidiendo con el recuerdo de la entrega de los Diez Mandamientos en el Monte Sinaí.

Los acontecimientos del siglo II

Fue durante el siglo II en Lag Ba’omer que murió Rabí Shimón Bar Yojai, más conocido como Rashbi, y fue el alumno pródigo de Rabí Akiva. A Rashbi se le atribuye la autoría del Zohar (que junto al Séfer letzirá es el libro central de la corriente cabalística).

Por generaciones, la festividad se celebra con arcos, flechas y haciendo grandes fogatas. Foto: AFP

Por generaciones, la festividad se celebra con arcos, flechas y haciendo grandes fogatas. Foto: AFP

Antes de morir, Rabí Shimón Bar Yojai les pidió a sus alumnos que ese día se convirtiera en una festividad y una jornada de alegría. Y entre otras cuestiones, también se celebra el Lag Ba’omer, por la ya mencionada plaga que diezmó a los alumnos de Rabí Akiva, matando a más de 24 mil, y que finalizó ese mismo día.

Arcos, flechas y grandes fogatas

Por generaciones se festeja este día con arcos, flechas y haciendo grandes fogatas en los bosques, para conmemorar lo que los antepasados hacían durante la época de la dominación romana en Israel.

En aquellos años estaba prohibida la lectura de la Torá y es por eso que los alumnos salían a los bosques ataviados con arcos y flechas para evitar que las patrullas romanas se dieran cuenta que ellos iban a estudiar la Torá, y creyeran que en realidad iban a cazar.

Actualmente, en Israel, se acostumbra visitar la tumba de Rabí Shimón Bar Yojai en la ciudad de Merón, al norte del país. Miles de personas año tras año peregrinan hacia allí convirtiendo a la ciudad en una gran fiesta multitudinaria.


Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba