Tecnología

Adolescentes uruguayos hicieron música con inteligencia artificial

Inteligencia artificial y arte. Ingenieros y músicos. A priori, parecen carreras que no tienen mucho que ver, pero en el mundo y Uruguay cada vez se alinean más para cambiar la forma en cómo escuchamos a los músicos del mundo.

El término inteligencia artificial (IA) está cada vez más presente en la vida cotidiana. Básicamente es que las máquinas imiten las funciones “cognitivas” de los humanos. Según Yoshua Bengio, uno de los investigadores más prestigiosos del mundo en este campo, tuvo un boom en el año 2012, cuando se presentaron los primeros productos comerciales con esta tecnología. Desde ese momento, el desarrollo ha ido en aumento y cada vez más máquinas logran distinto tipo de actividades.

Una de ellas es la música. En 2016, la empresa Sony SCL creó FlowMachines, un proyecto a través del que un grupo de científicos lograron que un sistema de IA componga una canción entera por primera vez. ¿Una máquina que por sí misma crea música? Sí, así como lo lee.

Este acontecimiento marcó un hito en el rubro del arte e hizo que la relación entre los músicos y la tecnología se acrecentara. En Uruguay, la Fundación Telefónica Movistar, en alianza con las organizaciones no gubernamentales Gurises Unidos y El Abrojo, realizó un taller para adolescentes en el que los invitó a introducirse en la creación de música con herramientas de IA.

Los dinamizadores encargados de llevar adelante el proyecto fueron el licenciado en ingeniería audiovisual Ignacio Mora, y el psicólogo Diego Giménez. 

“Encontré una plataforma de Google que se llama Magenta Studio que permite hacer música en formato de archivo MIDI” contó a Cromo. El MIDI es un tipo de archivo de sonido “editable y modificable en todos sus aspectos”. Asimismo, descubrió Soundation Studio, un software de producción musical –con las prestaciones básicas en modalidad gratuita– en el que colocar y trabajar los archivos producidos en Magenta Studio. Con estas dos herramientas, la Fundación Telefónica Movistar comenzó a planear el taller. 

Michael Scofield de la serie Prison Break

Según Mora, “el desafío fue llevar la idea a un contenido para adolescentes entre 14 y 18 años”. Optaron por hacer tres encuentros, a modo de “mini proceso”, en que los jóvenes recibieron una introducción teórica sobre la inteligencia artificial y luego se adentraron en sus trabajos de producción. Este taller, a diferencia de otros propuestos por la Fundación Telefónica Movistar, no implica programación, dado que la IA la otorga Magenta Studio, lo que también facilitó el proceso.

Cómo crear música “computacional”

La plataforma cuenta con cinco herramientas que que crean variadas melodías. Generate es la principal. Permite hacer una composición musical a partir de la inteligencia artificial. Cuando uno descarga el programa, le aparecerá una imagen con una serie de opciones para elegir.

La primera es si el usuario quiere crear sonido con una batería o de una melodía. Posteriormente, debe definir cuántas variaciones pretende: pueden ser del 1 al 16. Esto refiere a que el sistema es capaz de crear hasta 16 tipos de melodías o sonido con batería capaz de generar.

El segundo ítem es la temperatura musical. Un experto en inteligencia artificial y música aseguró que  va de 1.0 a 2.0. En el medio, podés elegir la decimal que prefieras. ¿Qué significa esto? Cuánto “más frío” más “conservador” será el estilo musical y cuanto “más cálido más subversivo”, recalcó.

Luego, debe elegir una carpeta. La pregunta de todos es en qué se basa Google para crear estas melodías. Según explica en su sitio web, toma como referencia un algoritmo que fue entrenado con “millones” de melodías y ritmos para lograr “una representación resumida de cualidades musicales”.

Y todo esto con un fin que busca auxiliar al compositor. Así lo resume el gigante informático en su plataforma: “Esto puede resultar útil para romper un bloqueo creativo o como fuente de inspiración para una muestra original”.

Qué se aplicó en el taller

En el taller brindado por Fundación Telefónica Movistar, también se utilizó esta herramienta, que es la más fácil de usar. El público que se atendió era diverso: “algunos participantes ya habían estudiado música o manejaban ciertos programas de producción musical y otros estaban en un nivel más básico”, explicó Mora. Por su parte, la coordinadora de Cultura Digital de la fundación, Agustina Dighiero, señaló que los dinamizadores “les dan una base” y, al brindar herramientas que son gratuitas, los jóvenes pueden seguir avanzando por su propia cuenta. 

Este es el caso de Franco Gervasio, uno de los jóvenes que participó en el curso, y que al día de hoy está viendo en cómo avanzar en su carrera musical con las melodías que pudo crear. Cromo pudo acceder a un segmento de una canción que Gervasio produjo. 

Un cambio de paradigma

A nivel mundial, hay empresas que generan música a través de algoritmos, y cuyos derechos son comercializables. En este sentido, el vicepresidente de Tecnología y líder de Investigación y Desarrollo de Inteligencia Artificial de Globant, Haldo Spontón, comentó a Cromo que estamos frente a “un cambio de paradigma gigante”, y subrayó que “como seres humanos estamos admitiendo que una máquina puede crear algo original”. 

En 2018, se reconoció con derechos de autor al primer artista no humano: AIVA, , una compañía de inteligencia artificial devenido en creador. Este trabaja sobre la representación simbólica de una pieza. Spontón explicó que, “a partir de una idea y ciertas restricciones de esa idea –tipo de tempo, de música y de instrumentación– ellos generan una partitura para una determinada instrumentación, que después será interpretada por personas”.

En 2019, este directivo de Globant, participó en una proyecto en el que cuatro artistas ejecutaron una pieza creada por AIVA que se reprodujo en Uruguay. Fue la primera vez que una obra creada por inteligencia artificial se exhibió en el país en un evento de tecnología en Punta del Este.

“Donde hay más avance es en la generación de representación simbólica de la música”, afirmó Spontón.

Sobre la creación de audios dijo que aún falta mucho para que “el alcance generativo llegue a un resultado como el que tiene un ser humano haciendo música”, pero que con el suficiente poder computacional y una gran cantidad de datos, estos enfoques tienen un “potencial infinito”.

IA: ¿herramienta o amenaza?

Por un lado, artistas como Spontón, creen que la IA es una “herramienta más” para potenciar la creatividad. Sin embargo, hay músicos que no admiten esta acepción, y entienden que la IA es una amenaza a la creatividad. 

“Se pone en tela de juicio si lo que crea el algoritmo es creativo o no” aclaró el vicepresidente de Tecnología de Globant y añadió que “se viene una época en la que los procesos creativos serán más amplios”. Ya no se limitarán al momento de escribir la letra de una canción o tocarla por primera vez. 

Pensando a futuro sobre las consecuencias del uso de IA en la música, la cantante Grimes expresó en un tuit que “se siente preocupada e impotente” pero también “intrigada”, aunque esto signifique “su propia muerte u obsolescencia”. 

Algunos artistas internacionales que han hecho de la Inteligencia Artificial una parte importante de su trabajo reciente son: Claire L. Evans, de la banda norteamericana YACHT, Jan St. Werner e Iván Paz –cuyo trabajo pone en primer plano el uso del machine learning en la composición desde cero.

Una melodía creada a partir de soltero hasta la tumba y cielo de un solo color:

 

¿Qué es Fundación Telefónica Movistar?

Fundación Telefónica Movistar canaliza las acciones de responsabilidad social de Movistar desde el 2000. Al día de hoy, tiene como objetivo brindar a los niños, niñas, adolescentes y docentes de nuestro país conocimientos digitales para abordar los retos del mundo de hoy y prepararlos para el futuro. Trabaja con proyectos sociales en cuatro líneas de acción: educación digital, empleabilidad, cultura digital y voluntariado. El área de cultura digital, combina ciencia, humanidades, arte y tecnología en propuestas que generan mayor conocimiento del mundo digital. Allí se desarrolló el curso de IA. 




Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba